sábado, 23 de agosto de 2008

DORMIR

Algunos pequeños movimientos, acomodarse incómodamente previendo la posición en que quedará el cuerpo después de que se relajen los músculos, después de que se afloje la tensión. Cerrar los ojos; comprobar que esa no es la disposición buscada. Buscar otra, desparramarse, volver a abrirlos, acomodar la almohada o lo que sea que sostenga la cabeza. Girar hacia el otro lado.

Los sentidos nacieron para la conservación y los sentidos son la vigilia; abandonarla es abandonar el alerta, exponerse al peligro, a la muerte, a la desaparición. Pero la vigilia permanente sería demasiado ardua; una condena, un sacrificio imposible. La tensión se resuelve con un mecanismo de seducción: el sueño es opio que embriaga y vence, sugestión que debilita la resistencia de nuestras defensas y a la que nos entregamos mansos.
Se sueltan pausadamente las cuerdas que tensan nuestro mundo representado, se corren los nudos de ese plexo ordenado y el universo entero colapsa como una gran carpa de circo a la que se le fueran quitando una a una las estacas, como un viejo disco de vinilo que se detuviera sin la energía que lo impulsa. La realidad se diluye, las formas puras del tiempo y del espacio; las causas se pliegan sobre los efectos y el cuerpo - que también es parte del mundo - se afloja, se vence, se achata sumido en un goce profundo que lo ocupa todo haciendo que no importe nada.
Dormimos en dos dimensiones; la ilusión quiere recrear la tercera perdida: eso es soñar.

21 comentarios:

Walter L. Doti dijo...

Me quedé viendo la final olímpica y ahora tengo tanto sueño que lo que escribí es autobiográfico.

¡Qué lindo que es dormir!

Luc dijo...

Su post fue inspirador, siendo las 13:54 me voy a dormir.

Saludos!

EGO dijo...

Me ha dado sueño yo todo leyéndote. Ha sido como relajante...
Y la foto, genial!
Saludos

Idea dijo...

Walter, me gusta mucho leer lo que usted escribe cuando se expone al peligro de abandonarse a la vigilia - acaso al sueño - es que su sensibilidad, siempre oculta detrás de sus razones, suele ser mucho más atractiva e interesante que sus argumentos.
Un beso

Fede dijo...

Muy bueno. Me ganó de mano, porque a mí siempre me obsesionó este tema. Dormir es entregar nuestra conciencia, exponernos peligrosamente... ¿Y quién puede asegurarnos que vamos a despertar? Dormir es una concesión imposible y, sin embargo, la hacemos a diario. Dormir puede ser algo muy placentero una vez rendidos, pero ¿no me va a negar que hay cierta heroicidad en los insomnes, cierta rebeldía existencial o vital, cierto anhelo de ser en y sólo en la conciencia, ser (en fin) enteramente uno?

[avc] dijo...

Qué lindo que es dormir...

Sobre todo cuando uno no lucha con sus sueños

Daniel Rico dijo...

"Ser o no ser, esa es la cuestión; morir... dormir, tal vez soñar."

Me gusto tu frase sobre la lengua y el diente ¿es tuya whalter?

Muy bueno tu nueva imagen, sospechaba que eras fanático de EL SORRO.

cacho de pan dijo...

ay walter, usted me sobrepasa...aunque ni siquiera sé lo que estoy diciendo.
También, como Idea, vaya casualidad, creo que su osito interior es más interesante que sus descartes exteriores.

Y encima me disuelve con esa canción del Ricky Martin!!!

Calderondelabarca dijo...

Me agradó sobremanera su ensayo...
(quedó un poquito rimbombante ).
Especialmente la figura de la Carpa de Circo que se va como desinflando : es como si la estuviera viendo.
Particularmente , me seduce la idea que , cualesquiera que fuesen nuestros problemas, no podemos prescindir del sueño, así que me entrego a él sin culpas : el único artilugio que hace que nos despertemos más jóvenes del momento áquel en el cual nos acostamos.
Lástima que el dormir profundo me sea tan ajeno.

Carolina dijo...

Muy lindo post. Muy lindo el dormir, casi lo mas lindo del mundo...

Como a varios veo, me dió sueño.

Carolina dijo...

Otra cosa: a veces las ilusiones opticas no son tales.

Saludos

Ah, preguntele a Ricky como es un beso gris y un beso blanco de mi parte.

Walter L. Doti dijo...

Luc, Ego, Caro: ¿Tan aburrido les pareció? :)

Idea: ¿Insinúa que mis razones no son interesantes? Puede que Ud. tenga razón, pero no sensibilidad. ¡Sniff! :) *

Fede: Para mí el que duerme la siesta no tiene sangre en las venas.

AVC: Es raro. Para percibir qué tan bueno es dormir, uno tiene que estar despierto. Parecería paradójico, pero en rigor no. Hay una instancia intermedia entre el sueño y la vigilia. Se trata de esa inefable región de transición entre uno y otro estado; el momento justo anterior a dormirnos y el inmediatamente posterior al despertar. Por eso, siendo precisos habría que decir: "¡Qué lindo que es pasar por esos dos estados limitantes del sueño profundo!"

Daniel: Soy fanático de mí mismo. ¡Tengo todos mis pósters!
Mucho se han preguntado los filósofos acerca de cómo diferenciar el sueño de la vigilia, sin que ninguno reparara en un hecho que sirve como criterio irrefutable: el modo de distinguir las ilusiones personales de esas otras compartidas que llamamos mundo**, es ¡la ducha!.

Cacho: ¡Toda la vida puliendo mis descartes exteriores para que ahora les guste mi osito! Me hubieran avisado antes y me ahorraba la carrera. :)

Calderón: Es muy cierto lo que dice. Incluso ese argumento de que es imposible evitar el sueño es esgrimido por quienes se justifican al no querer colaborar en una situación complicada. Por ejemplo: el abuelo está internado y los nietos tienen que cuidarlo, pasar la noche con él en el hospital. A las diez de la noche, cuando peligra la posibilidad de perderse el partido por los cuartos de final de la Copa Libertadores, se miran entre sí y construyen un argumento salvífico en voz alta, de modo que tape la culpa:

-Che, Rodrigo, vamos. Total están las enfermeras. Además dormir tenés que dormir.

- Sí, es cierto. Vos también andá que mañana tenés que estar arriba a las siete.

Caro:
¿Y no será que Ud. no percibe algunos de los efectos de las ilusiones ópticas?
Le pregunté a Ricky: un beso gris es un beso que se da una pareja después de haberse llenado los labios con las cenizas del abuelo. El beso blanco también me lo explicó, pero no se lo cuento porque le daría más asco aún.


















* Obviamente esto es sólo un juego de palabras. El contenido expresado por el autor no necesariamente responde a las ideas del autor.
** Borges envidiaría esta frase.

Luc dijo...

A ver si se va despertando!

Idea dijo...

Doti, su ausencia me tiene preocupado, y también apenada, extraño discutir cordialmente con usted. ¿Todo bien? Dé señales de vida así podemos respirar en paz.
Un beso

cacho de pan dijo...

quizá sea más conflictivo explicar con cierta elegancia el beso negro.

cacho de pan dijo...

y a ver si despierta de una buena vez!

Carolina dijo...

zzzzzzzz...

pablo dijo...

Creo que no dormis demasiado, y que estas en contra de la fiaca, o tal vez mas de hacer fiaca en la cama hasta .........

cacho de pan dijo...

Walter! ¿Me oís?
¡Te podés levantar de una buena vez!

silvia dijo...

La siesta fue un mal invento que repito a diario.

un saludo

Bárbara dijo...

Quiero ser ese oso.